Las manos negras

L'affaire de la rue de Lourcine de Eugène Labiche
Versión de Juli Leal-
Estrenada en 1996 | Teatre Rialto de Valencia

Una borrachera fenomenal, una laguna en la existencia, un paraguas verde con un puño rematado por una cabeza de mona, unas persistentes manchas negras… Y en la vida de los personajes, como en la nuestra, todo se precipita: los fantasmas de la culpa cobran vida, y es cuando intentamos escapar de los que nos descubren tal como somos, capaces de fingir y de matar con tal de preservar la gran mentira de la inocencia, nuestra cómoda, mezquina y cotidiana inocencia.

Y todo esto con un humor a veces cruel, a veces absurdo, -y con una terneza a veces cínica, a veces patética- porque cómicas y tiernas, absurdas y patéticas son las peripecias del alma humana con tal de ocultar sus auténticas pasiones. Las manos negras os propone un juego: el de la verdad y la mentira.

Cubrir las apariencias es, solamente, una ínfima porción del engaño colectivo q llamamos convivencia. El daño del que somos sospechosos y del que nos sentimos capaces, solamente es comparable en intensidad al bien y a la felicidad que disfrutaremos si la norma social no nos hubiera flagelado la sinceridad..

Reparto

Germán Montaner como Justet Juli Cantó como Lenglumé Carles Pons como Mistingué Mamen García como Norina Josep Manel Cassany como Potinguer

Creativos

Ayte. de dirección: Victoria Salvador Dirección Musical: Josep Sanç Dirección Musical: Joan Cerveró Escenografía: Carlos Montesinos Fotografía: Jordi Pla Iluminación: Alfons Barreda Música original: Joan Cerveró Vestuario: Rocio Cabedo

Producción ejecutiva: J. Alberto Fuentes
Dirección: Rafael Calatayud
Patrocinado por -Teatres de la Generalitat Valenciana
En coproducción con -Drimtim Entertainment
Premis Teatres Generalitat Valenciana
-Mejor Vestuario Rocio Cabedo

Premis de la Crítica Valenciana
-Mejor Actor Carles Pons

En Les mans negres los actores nos proponen un juego dramático en una comedia de enredo que critica la sociedad burguesa en la Francia de final de siglo. A pesar de haber transcurrido más de cien años la puesta en escena de la compañía retrata situaciones que a menudo podemos ver en la época actual. 

Antoni Valesa (Levante - 04.08.1997)

Ver la crítica completa

La coreografía está bien resuelta. incluso las voces son extrañamente excelentes, con una música de buena factura de Joan Cerveró.

Vicente Talens (Qué y Donde - 18.11.1996)

Ver la crítica completa

Juli Cantó y Caries Pons componen una de las parejas cómicas más brillantes que ha dado nunca el teatro valenciano.

Nel Diago (Cartelera Turia - 18.11.1996)

Ver la crítica completa

El magnífico trabajo realizado con los actores (es probable que Caries Pons nunca haya estado mejor que en el papel que aquí desarrolla con una concentrada soltura), en uná puesta en escena que resulta estimulante y muy divertida a medida que se va asentando en un repertorio de gestos, guiños y apartes fingidos que, aun proviniendo de diversas matrices estilísticas y de tradiciones distintas, logra en su desarrollo una sorprendente coherencia.

Julio A. Mañez (El País - 10.11.1996)

Ver la crítica completa

La carpintería teatral está perfectamente impresa. Y, en subrayado, los actores como conjunto, destacando la interpretación de Caries Pons y la corporeidad y voz de Mamen García.

Enrique Herreras (Levante - 11.09.1996)

Ver la crítica completa